XXIV Semana de la Contaduría: México ante un entorno convulsivo - PRONETWORK