KONICHIWA AL NUEVO DISEÑO MEXICANO

Emprender en México ya no es cosa de unos pocos. Muchos de los que se aventuran, reciben reconocimiento por su actitud y determinación, así como proyección internacional. Es el caso de Chalupa store, quienes comenzaron con una campaña en Fondeadora y, ahora, están conquistando el mundo. El proyecto fue fundado en Mayo del 2015 por Mariel Lozano, Marisol González y Ariel Rojo. Mariel Lozano es arquitecta y vive en Tokio. Ha colaborado en reconocidos despachos de arquitectura como Tezuka Architects. Fundadora de The Neon House, un blog que comparte lugares y experiencias únicas por vivir en Tokio. Marisol González también es arquitecta y vive en Monterrey. Ha colaborado en reconocidos despachos de arquitectura como TAX de Alberto Kalach y S-AR Stacion Arquitectura. Ariel Rojo es diseñador industrial y vive en la Ciudad de México. Fundador de Ariel Rojo Design Studio y MX Reload. Sus proyectos han participado en importantes exposiciones en México y el extranjero. 

En entrevista para PRO, Marisol nos compartió cómo Chalupa crea una experiencia de compra responsable, única y diferente. Chalupa es una tienda de productos de diseño mexicano en Japón cuya misión es difundir la cultura mexicana en Japón a través del trabajo de diseñadores y artesanos mexicanos. Organizan exposiciones itinerantes y participan en ferias de diseño en las cuales el protagonista principal es México, su gente y su cultura. Chalupa selecciona productos mexicanos que respetan las tradiciones mexicanas, honren su artesanía y cuenten una historia. Su filosofía consiste en compartir estas historias así como el origen, el proceso y a las personas que están detrás de cada objeto. Los encuentras en todas sus redes sociales además del sitio web: Facebook, Twitter, Instagram y Pinterest.

Incentivando la producción y comercialización justa de productos mexicanos, se preservan técnicas artesanales que son parte esencial del legado cultural de México. Los diseñadores transmiten a los artesanos las necesidades del mercado actual y ellos, a su vez enseñan a los diseñadores las técnicas y materiales de la región. Mediante este esquema de producción local, se obtienen productos 100% mexicanos de una alta calidad. Además, se generan igualdad de oportunidades y mejores condiciones de vida para los artesanos de nuestro país.

Algunas metas a futuro, señala Marisol, son llegar a más países asiáticos, a Estados Unidos y, por supuesto, México. También, colaborar con más diseñadores, producir productos bajo la misma marca de Chalupa y en directa colaboración con artesanos para satisfacer necesidades específicas de diferentes mercados, abrir la primera tienda física de Chalupa, y seguir explorando nuevos horizontes. 

Share the Post:

Related Posts