Salud

¿De qué manera te impacta el acumular objetos?

Especialista de la UANL expone las razones que llevan a la acumulación de objetos y da algunas recomendaciones para evitar este comportamiento.

Si pensabas que acumular objetos en tu oficina o habitación era algo normal y no un reflejo de tu personalidad, no es así, ya que hay una razón, y se llama procrastinar.

De acuerdo con Diego Alberto Vázquez Rodríguez, psicólogo de la Universidad Autónoma de Nuevo León, “cuando las personas acumulan demasiados objetos aparece un primer problema, que es la invasión de espacios de lugares que no son propios para ello”.

“Y una vez que se da esta invasión de espacio, aparece el objetivo de por qué quiero almacenarlos, debido a que nos apegamos a ellos y pensamos que en cualquier momento los vamos a utilizar. Y todo esto se deriva porque las personas tienden a procrastinar”.

Yo procastino, tú procastinas…

Esta palabra refiere a la acción de aplazar o repetir diversas actividades de la vida diaria, como citas, entrega de trabajos académicos, juntas de trabajo, pagos de tarjetas de crédito, entre otras, como una forma de prolongar el cumplimiento de ciertos deberes.

Este comportamiento puede aparecer en las diferentes etapas de la vida, desde la infancia hasta la adultez, con su respectiva dosis de consecuencias.

Acumulando negatividad

No deshacerse de objetos obliga a las personas a invertir tiempo en encontrar cosas o respuestas entre las montañas de material innecesario que se guarda, llegando a causarles, entre otros malestares:

  • Estrés
  • Frustración
  • Enojo
  • Mala atención a las demás personas cercanas
  • Comportamiento agresivo

Algunos actos comunes permiten identificar a quienes presentan esta conducta.

  • Infancia: los pequeños aplazan el realizar tareas por seguir jugando videojuegos.
  • Adolescencia: los jóvenes prefieren las reuniones sociales y faltan a clases.
  • Adultez: los adultos no realizan los pagos de su tarjeta de crédito a tiempo o llegan tarde a su trabajo.

Lee sobre la educación digital convertida en un éxito nacional

Libre de culpas

El psicólogo de la UANL Diego Alberto Vázquez Rodríguez recomienda siete acciones a fin de evitar los efectos que tiene la tendencia acumulativa.

  1. Ser conscientes de las veces y del tiempo invertidos en encontrar un archivo o una prenda de vestir en la “montaña” de objetos acumulados en el trabajo o en el hogar.
  2. Identificar el tiempo y la energía gastados, el estrés y el impacto negativo de pasar por esta situación y cómo afecta a los demás individuos que nos rodean.
  3. Visualizar de qué manera nos gustaría tener el espacio donde trabajamos o pasamos el tiempo.
  4. Hacernos la pregunta: ¿cuál sería el beneficio de mantener el orden?
  5. Clasificar los objetos para mantener el orden. Tener cajas o archiveros para guardar los pendientes del día o la semana, en el caso de asuntos laborales. En cuanto al hogar, mantener los objetos ordenados por temporadas de uso, para usar en el casa o en el trabajo, etc.
  6. Dedicar alrededor de 15 a 20 minutos al día para clasificar los objetos.
  7. Y si hay algo que sobra, cuestionarse si es hora de desprenderme de esto.

Las personas interesadas en recibir atención sobre este comportamiento pueden acercarse a la Unidad de Servicios Psicológicos de la Facultad de Psicología de la UANL o llamar al 8348-2724.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *